Caracas, ya no da risa

563408961_9f6dde9007_b

 

A pesar de los días cálidos

De las mujeres hermosas

De lo bien que se ve El Ávila a cualquier hora del día

Y de lo mal que se ve cuando llueve

Caracas es un mar de caras tristes.

 

Dicen que los Venezolanos somos alegres

Que siempre tenemos una sonrisa

Que no hay casa que no invite un buen café

Y que no hay residencia que tenga los portones cerrados.

 

Dicen que somos panas

Que somos chéveres

Que somos amables

Y respetuosos

Pero los adjetivos contrarios te rodean al salir de la casa.

 

¡Qué tiempos aquellos!

 

El caraqueño ha cambiado

Desde la ropa que usa

Hasta la sonrisa que se pone…

Si es que encuentra una sonrisa

O si consigue un motivo para sonreír.

 

 

La harina, el aceite y el papel

Los supermercados llenos

Las calles limpias

Y las tiendas de los centros comerciales fueron motivos de risa

 

Pero perder vidas diarias

El susto de salir en la mañana

En la tarde,

O en la noche

Ya no da risa.

 

Darle permiso a tu hijo para que salga

Y tener miedo de que le pase algo en casa del vecino,

En Altamira

O en Petare

Ya no da risa

 

Ir por la calle y sentir que se te para el corazón cuando te detiene un policía

O un malandro.

Porque ambos son la misma cosa

Ya no da risa

 

 

Ir en el Metro de Caracas viendo las bolsas de mercado de los demás

(Cuando antes eso era de mala educación)

Ver que la persona consiguió leche

Y empezar a amedrentarte a ti mismo por no haber buscado lo suficiente

Porque por tu culpa, tu hijo hoy no tiene leche

Ya no da risa

 

Recordar que antes tu sueldo alcanzaba para pagar todos los gastos

Y darte cuenta que ahora tienes que decidir entre pagar un colegio o hacer mercado

Eso, ya no da risa

 

Quedamos atrapados en la teoría de la felicidad,

De las referencias extranjeras

Y los textos de Wikipedia editados por última vez en el 2002

Quedamos pensando que el venezolano es feliz

Y sales a la calle viendo caras preocupadas,

Miradas ausentes

Eso, ya no da risa

 

Ya los caraqueños no sonríen,

Caracas tiene cara triste.

Y eso, ya no da risa.

 

 

1 comentario en “Caracas, ya no da risa

  1. A leer lo que escribiste me partió el

    Le gusta a 1 persona

¿Qué opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close